Pocas cosas hay que nos alegren más que la sonrisa de un niño. Pues gracias al concurso infantil de Navidad que hemos celebrado por segundo año consecutivo en Fundación DEAS, hemos conseguido que otro niño sonría y nos contagie con su felicidad.

La segunda edición del concurso ha contado con decenas de dibujos realizados por niños y niñas de diverso puntos de la geografía española. Para los miembros del jurado , tener que escoger únicamente una ilustración no es tarea fácil, no obstante, las bases del concurso obligan a seleccionar a un sólo ganador y este año el afortunado ha sido Sergio Rodríguez Pinilla, un joven zamorano de 7 años que con su ilustración ha logrado encandilar a todos los miembros del jurado. Su dibujo refleja su ilusión por la Navidad y una mágica y creativa visión de esta época del año, incorporando al tradicional portal de Belén elementos más modernos como un muñeco de nieve o un árbol de Navidad.

Desde Fundación DEAS damos nuestra más sincera enhorabuena a Sergio, hijo de uno de nuestros compañeros de CSICA, Fernando José Rodríguez Alonso, empleado de Caja España Duero en una oficina de Zamora. Como Sergio y su padre Fernando bien sabrán, en esta ocasión los regalos se han hecho esperar más de la cuenta… Pese a los inconvenientes, Sergio no ha perdido la ilusión y ha sabido mantener la calma y esperar pacientemente a que llegara el momento de la entrega.

Para el acto de entrega del cheque por valor de 200 euros para invertir en material escolar para su clase, como para la tan ansiada Tablet de Tadeo Jones, hemos contado con la grata colaboración de dos compañeros del sindicato, el representante de la sección sindical de Zamora, Eleuterio Fuentes y el representante de la dirección territorial deValladolid, Carlos José García Redondo. Gracias a la predisposición de ambos hemos conseguido hacer feliz a Sergio, recibiendo sus merecidos premios, delante de todos sus compañeros y compañeras de clase. Gracias a las fotografías que nos ha hecho llegar su padre, todos podemos ser testigos de ese gran momento y podemos contagiarnos de su alegría, algo que no viene nada mal en estos días en los que el sector se encuentra un tanto revuelto.

Desde la Fundación DEAS enviamos un fuerte abrazo a Sergio y a su familia, les agradecemos su colaboración y esperamos contar nuevamente con su participación y con la de todos los que nos habéis enviado vuestras ilustraciones este año, no desesperéis, cualquiera podéis ser el ganador de la próxima edición.

Dejar una respuesta